Oficinas y Despachos

Como en cualquier inmueble, tu oficina o despacho puede sufrir un incidente como un incendio, una rotura de persianas o ventanas, destrozos provocados por un robo o incluso daños por agua causados por tu oficina a otros vecinos… Sabemos que esto podría pasar pero, si tienes un seguro para oficinas y despachos, no tendrás que preocuparte de que el gasto que suponga, se convierta en un problema para la continuidad de tu empresa.

Para poder adaptar tu seguro necesitamos que rellenes el siguiente cuestionario

¿Por qué contratar un seguro para Oficinas y Despachos?

Piensa en todo el tiempo y esfuerzo que has invertido en montar tu negocio, ¿no crees que merece la pena protegerlo al máximo?

  • Contarás con el respaldo económico que necesitas en caso de imprevisto
  • Disfrutarás de la tranquilidad de tener tu despacho u oficina realmente protegido

¿Qué cubre un Seguro para Oficinas y despachos?

Dependerá de la actividad o características de tu empresa, por lo que lo mejor es que contactes con nuestro asesor personal para que te indique el más adecuado. A continuación te contamos las coberturas más comunes:

  • Daños provocados por un incendio
  • Daños por agua a terceros
  • Daños eléctricos
  • Rotura de cristales
  • Robo de ordenadores y equipos electrónicos